martes, 29 de enero de 2013

Lo que esconde una hamburguesa

Hoy se ha conocido un informe de la OCU sobre las hamburguesas que podemos encontrar en nuestros supermercados habituales. Los resultados son malos, la mejor recibe un 64 sobre 100. No me sorprende mucho el balance, pero sí el resultado de alguna marca.
Hace poco probé esas Roler Summum de novillo irlandés (terceras de la lista tras dos de Raza Nostra) y me parecieron realmente buenas, poco más puedo añadir.
Algunos medios hacen hincapié en la presencia de caballo en algunas de ellas, en la elevada cantidad de sulfitos y otras cuestiones. Hay que recordar que lo primero ha de ser la seguridad alimentaria.
Me gustan estos informes pero siempre dudo...
Evidentemente se debe mejorar en etiquetad, higiene y calidad de la carne. Las autoridades deberían ser más duras en esos aspectos.

lunes, 28 de enero de 2013

Semele 2008


Vamos con un vino que tenía guardado hace tiempo:
-Semele 2008 (D.O. Ribera del Duero), tempranillo casi en su totalidad, también algo de merlot. Doce meses en barrica.
Rojo picota brillante, capa media. Bonito.
En nariz destaca la fruta (fresa madura), vainilla, especias, pimiento rojo, tostados... Muy expresivo y sugerente.
Ya en boca muestra su mayor potencial, el equilibrio. La fruta protagoniza pero la madera es un gran secundario. Paso aterciopelado y recuerdos de fruta, especias y minerales. Retrogusto medio y placentero.
Creo que me costó unos 6 €, estaba de oferta. Un completo regalo.
Sí, me gustó mucho este vino, no sabía la joya que tenía en casa. Elegancia a muy buen precio, un vino hecho con buen gusto y sabiduría. De él me gusta hasta la web de su bodega.
Quiero probarlo de nuevo, nada más...


sábado, 26 de enero de 2013

Lillas Pastia, Huesca

Algo que celebrar, sitio especial...
Templo de la gastronomía aragonesa y emblema de su cocinero, Carmelo Bosque.
Situado en un bonito edificio modernista, este restaurante une vanguardia y producto. La sala es grande, espaciosa. Se separan espacios para conseguir privacidad. La próxima reforma puede venirle bien para mejorar algunos aspectos.
Mantelería de tela y copas Riedel.
La idea era el menú Carmen (35 € más IVA) en el que se elige el plato principal. También hay menú degustación (55 más IVA) y carta. El menú elegido incluye bodega así que no vi la carta de vinos, de otra visita recuerdo mucho vino aragonés y buenos precios. Bebimos Viñas del Vero blanco 2012 (D.O. Somontano), fresco, aromático, delicioso, y Enate Cabernet sauvignon-Merlot 2009 (D.O. Somontano), siempre cumplidor.
Llegan las sorpresas:
-Grisinis y mantequilla (buenos, ya en la mesa al llegar)
-Crudités de verduras con tierra de aceituna negra (impacto inicial al presentarse en una maceta, ya en boca aparece una gota de salsa con recuerdos mexicanos muy interesante, tierra deliciosa y punto impecable de las verduras)
-Crema de cebolla, huevo de codorniz y queso (la crema, que falta en la foto, asombrosa y el trocito de vieira también, ¿por qué no más cantidad?)
-Ensalada de patata, pimiento, arenque y aceituna negra (técnica y sabor, varios trampantojos interesantes, destacaban el pescado y las patatas crujientes, buen plato)
-Arroz de trufa (una absoluta pasada, con una royal de foie, cremoso, exquisito, un plato que se debe conocer)
-Pechuga de pato Pekín lacado, naranja y pak choi (otro acierto, carne con un punto inmejorable y salsa de levantarse y aplaudir)
-Pastel tibio de avellanas, helado de leche merengada (bien, pero sin emociones, nada comparable al famoso "conguito" de este mismo restaurante)
Correctos petit fours y buen café para acabar.
El personal estuvo amable y profesional.
El precio final rondó los 40 € por comensal.
Cocina contemporánea, local y a la vez del mundo, de producto y la vez de técnica, buena al fin y al cabo. Este menú es la opción más económica para acercarse a un chef que está en buen momento, dan ganas de conocerlo más detenidamente.
Agradezco el esfuerzo de incluir platos como ese arroz en un menú de estos precios, otras cosas son mejorables, ciertamente,  pero el resultado global es muy satisfactorio.
Seguro que nos volvemos a encontrar...


miércoles, 23 de enero de 2013

Aquella experiencia en Wogaboo, Madrid


Parece que cierra el Wogaboo de la madrileña calle San Marcos, así que dejaré por aquí lo que escribí en 11870.com para que no se pierda.
Era diciembre de 2009 y buscaba una cena informal:
Mesas demasiado juntas, ausencia de manteles (servilletas de tela, eso sí) y copas mejorables. Nos asignaron mesa en el piso de arriba, creo que no es la mejor opción.
No disponen de menú, la carta es variadísima y se hace difícil la elección entre platos de diversas fusiones y comidas informales. En lo referente a vinos, la carta es tristísima, muy corta, sin añadas y, contrastando con la comida, excepcionalmente clásica. Precios comedidos. Elegí un Beronia Crianza 2006 (D.O.C. Rioja), trajeron una botella muy fría y otra algo caliente, me quedé con esta última. El vino cumplió sin alardes.
Comimos:
-Cesta imperial (selección de rollitos, samosas y empanadillas, buenas las samosas, el resto algo soso)
-La-mien de vieiras y langostinos (sabroso, agradable, buena pasta)
-Royal beef (lomo alto de buey, la carne era intensa, de buena calidad, las patatas congeladas)
-Tiramisú 2009 (servido en vaso, no estuvo mal)
El servicio, informal, nada especial. En cuanto a vino, ni idea.
En definitiva, compartiendo tres platos, postre, vino y cafés (regulares), unos 35 € por persona que creo excesivos.
La comida no es mala, incluso tiene momentos álgidos, pero también otros puntos inadmisibles. Creo que sus menús de mediodía pueden ser más interesantes que la carta. En fin, que en Madrid, por ese dinero, se come mejor en otros sitios.

domingo, 20 de enero de 2013

Quinta de Tarsus 2009

Vino para día especial:
-Quinta de Tarsus 2009 (D.O. Ribera del Duero). Monovarietal de tempranillo con doce meses de barrica.
Color picota oscuro, ribete violáceo.
Aromas a frutas negras y rojas maduras, vainilla y especias. Muy agradable.
En boca se presenta carnoso y sabroso. Más frutas y tostados, de nuevo especias. Retrogusto medio. Elegancia.
Costó unos 10 €, me parece bien.
Un buen vino, clásico pero también diferente. Se ve que tiene algo, que no es uno más, justo ahí está lo bueno.
Lo recomiendo sin dudarlo, puede gustar a todos los comensales de la mesa. Éxito asegurado.

lunes, 14 de enero de 2013

Dos años de blog gastronómico

Y aquí seguimos, dos años ya, el blog crece, mejora y mira al futuro. Vuelve a cambiar la cara, más actual, más impactante.
Este blog me apetecía mucho y ahora me apetece todavía más. Tanto mis conocimientos como mis ganas de descubrir van en aumento y aquí queda reflejado. La pasión no es fácil de describir, yo lo hago como me sale en cada momento.
A partir de hoy también en Twitter, creo que ese paso era fundamental para una mayor difusión. Este blog nació para ayudar, así podré ayudar más y mejor.
Ni duro ni blando, ecuánime.
Subjetivo e imparcial.
Intentando dar prioridad a la relación calidad-precio y a la emoción.
Disfrutando.

jueves, 10 de enero de 2013

Recaredo Brut Nature 2007

Cava de los buenos:
-Recaredo Brut Nature 2007 (D.O. Cava), hecho con xarel-lo, macabeo y parellada. Elaboración tradicional y sin azúcar añadido. Degollado a mano diez días antes del consumo.
Color amarillo pajizo, burbuja intensa y fina. Precioso.
En nariz destacan levaduras, cítricos y hierbas frescas. Embriagador.
Ya en boca predominan frutas cítricas, también mantequilla. Especialmente placentero. Retrogusto largo y amable.
Costó unos 15 €, buen precio.
Un cava maravilloso, un auténtico lujo, quizá el mejor...
Aquí sí cobra sentido decir que no hace falta gastar un dineral en champanes habiendo estos cavas, pero aquí... Un vino muy bien hecho, una delicia.

lunes, 7 de enero de 2013

Los (otros) héroes del silencio

Ferran Centelles, que fuera sumiller de elBulli, escribe un artículo en el que rinde un sentido homenaje a los camareros.
Sirva este enlace del mismo para hacer mío ese reconocimiento a unos profesionales que tantas alegrías nos dan.

jueves, 3 de enero de 2013

Fino D.H.

Un fino:
-Fino D.H. (D.O. Montilla-Moriles), uvas Pedro Ximénez criadas bajo velo de flor en roble americano.
Color dorado pálido, tonalidades verdosas.
Aromas de levaduras, frutos secos y notas salinas. Demasiado agresivo.
En boca se muestra seco y punzante. Recuerdos de frutos secos y salinidad. Retrogusto corto.
Me lo regalaron pero cuesta menos de 3 €.
Nada especial, un fino cordobés que cumple. Esperaba alguna emoción más pero no llegó.

martes, 1 de enero de 2013

Los mejores platos que comí en 2012

El año pasado realicé mi primera lista con los mejores platos que probé en 2011, este año vuelvo a hacer lo mismo.
Continúan las mismas reglas, es decir que no repetiré restaurante y que esto trata de ser un menú posible con todo lo que ello conlleva.
Los detalles y las crónicas completas están en los enlaces.
El vino será Mouton Cadet 2009 (Bordeaux AOC).
Vamos pues con ese menú:
 -Mejillones en escabeche con vermú y ostra del Delta con polvo de juanolas (El Torreó de l'Indià)

-Sopa agria de rabo de toro, anguila ahumada y "fideos de mar"
 Bocadillo de rabo con angulas (Diverxo)

-Langostinos al ajillo (Les moles)

-Rabo de cerdo con cocochas y salsa de pimentón (Las torres)

-Chipirones encebollados (Viavélez)

-Tuétano a la brasa. Salsa molcajeteada (Punto MX)

-Copa de piña colada con espuma de coco (Karlos Arguiñano)

Y bueno, ya llegan las experiencias de 2013... ¡Comed bien!